Diciembre 26, 2020. Piel de Zorro, Unicornio y Árbol de Navidad.

Créditos y Derechos de la Imagen: Miguel Claro (TWANDark Sky Alqueva) (Para una versión de mayor resolución siga este enlace)

Nubes de gas hidrógeno resplandecientes llenan este colorido paisaje celeste en la tenue pero fantasiosa constelación de Monoceros, el Unicornio. Una región de formación estelar catalogada como NGC 2264, es un complejo revoltijo de gas cósmico y polvo a casi 2,700 años luz de distancia, y mezcla nebulosas de emisión rojizas excitadas por la energética luz de estrellas recién nacidas con oscuras nubes de polvo interestelar. Allí donde las nubes de polvo, que de otra manera serían opacas, se hallan cerca de estrellas jóvenes y calientes, también reflejan la luz estelar, formando nebulosas de reflexión azules. La imagen telescópica abarca casi 1.5 grados o el ancho de 3 lunas llenas, cubriendo casi 80 años luz a la distancia de NGC 2264. Su elenco de personajes cósmicos incluyen a la Nebulosa Piel de Zorro, cuyo pelaje polvoriento y ondulado se halla a la izquierda del centro, la brillante estrella variable S Monocerotis inmersa dentro de una bruma teñida en azul casi en el centro y la Nebulosa Cono apuntando hacia dentro desde el lado derecho del cuadro. Por supuesto, las estrellas de NGC 2264 son conocidas también como el cúmulo estelar del Árbol de Navidad. La forma triangular del árbol se acá de lado. Delineado por las estrellas más brillantes, su punta está en la Nebulosa Cono. La base más amplia del árbol está centrada cerca de S Monocerotis.

Fuente: Astronomy Picture of the Day (APOD).