Nebulosas Remanentes de Supernova

Arriba: SN1054 fue una supernova cuya explosión se produjo en nuestra Vía Láctea, y que fue observada en el año 1054. Su remanente es el mas famoso y llamativo, y lleva el nombre de Nebulosa del Cangrejo o Messier 1. Se encuentra en la constelación del Toro. La nebulosa del Cangrejo aún se está expandiendo a una velocidad de 1500 kilómetros por segundo.

Por: José Ricardo Lewy Soler (ASTRO).

Un remanente de supernova es un cadáver estelar, son los restos de la muerte de una estrella de más de 9 masas solares, que estallan al perderse el equilibrio entre la presión de radiación y la gravedad, o por la fusión de dos estrellas enanas blancas.

Cuando una estrella muere violentamente, evento que se denomina supernova, se forman las nebulosas conocidas como remanentes de supernova.

Un remanente de supernova es la estructura nebulosa resultante de la gigantesca explosión de una estrella como supernova. El remanente de supernova está rodeado por una onda de choque en expansión constituido por el material expulsado en la explosión y de material interestelar barrido y arrastrado durante el proceso. Estas explosiones siembran el medio interestelar de elementos pesados que el hierro, como el plomo, el oro o el uranio.

El destino final de la estrella suele ser una estrella de neutrones o, si la masa inicial era suficientemente grande, un agujero negro; la nebulosa que genera es diferente a las nebulosas planetarias. En este caso la explosión es mucho más violenta y esto se ve reflejado en la nebulosa. Se pueden apreciar estructuras producidas por las ondas de choque de la explosión y formas más caóticas.