Diciembre 27, 2018. La Gran Nebulosa de Carina.

Pulse la imagen para agrandarla.

Créditos y Derechos de la Imagen: Maicon Germiniani

La Gran Nebulosa de Carina, una joya del cielo del sur, conocida también como NGC 3372, abarca más de 300 años luz, una de las regiones de formación de estrellas más grandes de nuestra galaxia. Así como la más pequeña y más norteña Gran Nebulosa de Orión, la Nebulosa Carina es fácilmente visible a simple vista, aunque a una distancia de 7,500 años luz, está 5 veces más lejos. Este precioso acercamiento telescópico revela detalles notables de los filamentos resplandecientes centrales de gas interestelar y nubes de polvo cósmico opaco. El campo de visión es de más de 50 años luz de ancho. La Nebulosa Carina es hogar de estrellas jóvenes, extremadamente masivas, incluyendo al cúmulo estelar abierto Trumpler 14 (encima y a la izquierda del centro) y a la todavía enigmática variable Eta Carinae, una estrella con más de 100 veces la masa del Sol. Eta Carinae es la estrella más brillante, centrada acá, justo debajo de la polvorienta Nebulosa Ojo de Cerradura (NGC 3324). Mientras que Eta Carinae misma puede estar al borde de una explosión de supernova, las imágenes en rayos X indican que la Gran Nebulosa Carina ha sido una verdadera fábrica de supernovas.

Fuente: Astronomy Picture of the Day.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *