Día sin sombra al mediodía.

El próximo lunes 15 de agosto se producirá en El Salvador el segundo paso del Sol por el cenit, un fenómeno que ocurre cuando la posición del Sol es completamente vertical, ocupando el lugar más alto en el cielo.

La característica principal del fenómeno es que al estar el Sol justo encima de nuestras cabezas no se producen sombras en edificios, personas ni cosa alguna. A partir del 15 de agosto, las sombras se irán proyectando cada vez más hacia el norte, hasta que, el 21 de diciembre (Solsticio de Invierno) llegue hacia su punto más austral y las sombras sean las más alargadas. Cuando los rayos del Sol caen a plomo sobre una superficie, sucede que la luz está más concentrada en una superficie y por lo tanto recibe más energía por área.

Los pasos del Sol por el cenit sólo se presenta en la zona intertropical, una vez en cada trópico (durante el solsticio de verano) y dos veces en cualquier otro punto ubicado en esta zona. A la latitud del ecuador, los días de sol cenital se corresponden con los equinoccios.

El fenómeno sólo es perceptible en las regiones situadas al sur del Trópico de Cáncer y al norte del Trópico de Capricornio; más al norte y más al sur, el Sol nunca llega al cenit.