Marzo 12, 2019. Aterrizaje sobre el Asteroide Ryugu.

Créditos del Video: JAXA

El mes pasado, la humanidad hizo rebotar un robot sobre un asteroide. La principal razón era colectar una muestra de la superficie. A pesar de las preocupaciones por encontrar un punto de aterrizaje seguro para rebotar, la nave espacial robotizada japonesa Hayabusa2 aterrizó exitosamente en — y rebotó inmediatamente desde — el asteroide Ryugu. Antes del impacto, la Hayabusa2 disparó una pequeña bala dentro del 162173 Ryugu para esparcir material superficial y aumentar las probabilidades de que la Hayabusa2 fuera capaz de atrapar algo de él. El próximo mes, la Hayabusa2 disparará una bala mucho más grande hacia Ryugu en un esfuerzo por capturar material de debajo de la superficie. Cerca del final de este año, la Hayabusa2 está programada para partir del Ryugu e iniciar un viaje de varias vueltas de regreso a la Tierra, esperando traer de vuelta pedazos pequeños de este asteroide cercano a la Tierra a finales de 2020. Estudiar a Ryugu podría decirle a la humanidad no sólo cosas acerca de la superficie y del interior de este planeta menor, sino también acerca de qué materiales estaban disponibles en los inicios del Sistema Solar para que se desarrollara la vida.

Fuente: Astronomy Picture of the Day.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *