Vienen las Leónidas 2018

Composición de varias Leónidas en 2001. Créditos: Fred Espenak.

La famosa lluvia de meteoros Leónidas se espera que alcance su máximo de actividad este fin de semana, en las madrugadas del sábado 17 y del domingo 18 de noviembre. Las condiciones son más favorables para la madrugada del sábado, porque habrá menos interferencia de la Luna que pueda arruinar el espectáculo.
Para ver el mayor número de ellas, tendrá que salir de la ciudad, y observar después de que se haya puesto la Luna alrededor de la medianoche, y desde ese momento hasta el amanecer. Para nuestro país, la Luna se pone a las 1:06 a.m. del sábado y a la 1:54 a.m. del domingo.
Si se pregunta cuántas podrá ver, o si verá algo como la foto de arriba, ¿miles por hora? No. Esa imagen es de 2001, cuando el cometa padre de las Leónidas, el 55P/Tempel-Tuttle, andaba por las cercanías. Las Leónidas son famosas por producir “tormentas de meteoros” cuando el cometa está en nuestra vecindad, pero no se espera una tormenta para este año, sino unos modestos de 10 a 15 meteoros por hora… en el mejor de los casos.

Ubicación del radiante de las Leónidas poco después de la medianoche. Gráfico de Stellarium.
Ubicación del radiante alrededor de las 2:00 a.m.

Algunos consejos: esté atento a la hora de salida del llamado “punto radiante” de la lluvia. Al anochecer, el radiante de las Leónidas está bajo el horizonte, así que de poco le sirve intentar ver meteoros de este enjambre temprano en la noche. Al girar la Tierra, la constelación de Leo, el león — llevando consigo al punto radiante — saldrá por el horizonte este poco después de la medianoche. En ese momento, el número de meteoros Leónidas es escaso y muy espaciados entre ellos. Pero luego de la medianoche, el radiante comienza a subir más y más, alcanzando su máxima altura ya cerca del amanecer. Mientras más alto esté el radiante, es más probable ver más meteoros.
Recuerde también esto: no tiene que quedarse viendo hacia el radiante para ver la lluvia de meteoros. Ellos aparecen en todas partes del cielo, pero si Ud. traza la trayectoria de un meteoro en sentido contrario, y esta lo lleva hacia Leo, se trataba entonces de una Leónida.

Trazos de Leónidas, noviembre 18, 2001. © Copyright 2001 Jerry Lodriguss

Las Leónidas son meteoros muy rápidos. Chocan contra nuestra atmósfera a 72 km/s (¡259,000 km/h!), y suelen producir meteoros muy brillantes y bólidos que suelen dejar un rastro que puede llegar a perdurar varios segundos.
Si planea quedarse a verlas, tome una siesta en la primera parte de la noche, para que no esté durmiéndose en la madrugada. Abríguese bien, ponga una colchoneta o haragana en un lugar abierto lejos de las luces de la ciudad, lleve algo de “monchis”, chocolate o café caliente, y claro, compañía agradable. Esta es una actividad que se disfruta más en grupo. Cielos despejados a todos.

3 comentarios sobre “Vienen las Leónidas 2018

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *